Turistas sacan a bebé delfín del agua solo para tomarse fotos con él… murió

Turistas sacan a bebé delfín del agua solo para tomarse fotos con él… murió

El pasado 11 de agosto llego a las playas de Andalucía en España un delfín bebé, probablemente había extraviado a su mama. Los bañistas que disfrutaban de la playa emocionados, sacan a bebé delfín del agua lo abrazan y se toman fotos. El comportamiento inadecuado de los turistas, causó la muerte del pequeño delfín.

Esta situación ocasiono gran indignación en las redes sociales y en las organizaciones protectoras de animales. Equinac, una empresa dedicada al cuidado de la fauna marina, emitió un comunicado en Facebook.

Opinión de los expertos

Según los expertos, el bebé delfín entro en shock por el estrés que generó la manipulación de los humanos. Equinac, organización de la zona, se pronunció al respecto y aclaró que los delfines no son aptos para ese trato. La manipulación incorrecta, las caricias y golpes accidentales pueden causar fallos respiratorios, produciéndoles la muerte. Y eso fue precisamente lo que sucedió.

Esta organización, reclamó la negligencia al no haber llamado al 112 y solicitar un equipo para socorrer al pez. También puntualizó que esta especie son animales protegidos por la ley, y que está prohibido tocarlos, abrazarlos y molestarlos. Por otra parte, pidieron consideración y respeto para estas criaturas, que en casos de varamientos suelen estar asustadas.

Reacción en Internet

La indignación se hizo saber en las redes sociales donde gran cantidad de personas repudiaron estos actos. Comentarios sobre la irracionalidad del ser humano fueron muy comunes entre las personas que se enteraron de lo ocurrido. Como recomendación general, se aconseja llamar a los expertos para que determinen que problema que llevan a la criatura a esa situación.

Es probable que tenga algún problema para nadar y esto ya sea causa de sufrimiento. Es necesario hacer todo lo posible por proteger la fauna y crear conciencia, para que situaciones como estas no vuelvan a suceder.